Síndrome Bergerac

Hoy me planteo una pregunta, algo que lleva tiempo rondando por mi cabeza: ¿padecemos los guionistas de televisión el síndrome Bergerac?

Conocemos a Cyrano de Bergerac, un personaje creado por Edmond de Rostand en 1897, que se basó en la vida del poeta, dramaturgo y pensador del mismo nombre fallecido en 1655. Sabemos que el personaje de Cyrano estaba enamorado de Roxane y escribió para ella versos de amor, pero dejó que Christian, su rival, se atribuyera la autoría y con ella conquistara el amor de Roxane… Esta paradoja ha dado lugar al conocido como ‘Síndrome Bergerac‘, por el cual una persona cede de manera consciente la autoría de sus ideas y aportaciones a otra, como única vía para que se materialicen…

Según estudios de psicología, quienes padecen el ‘síndrome Bergerac’ son personas con falta de confianza y baja autoestima que han asumido que su trabajo pasará desapercibido a no ser que lo presente alguien con sobradas dotes de confianza y éxito social. Una de las funciones que realizamos habitualmente los guionistas de programas de entretenimiento es la de escribir lo que dirán presentadores y colaboradores, y permitimos conscientemente que estos se atribuyan la autoría de nuestras palabras, pensamientos y reflexiones. Este es nuestro trabajo y, por tanto, no implica por nuestra parte que padezcamos ningún tipo de síndrome, sin embargo, a veces es inevitable pensar que somos un poco ‘Cyranos’ de la televisión.

Por suerte, en “First dates” no tenemos ese problema, Carlos Sobera es un profesional honesto, algo que, por desgracia, no abunda. Bueno, la pregunta está lanzada: ¿padecemos el síndrome Bergerac’ aunque sea de forma indirecta? No lo sé, pero está claro que la televisión y el audiovisual nos necesita al tiempo que nos niega reconocimiento. Es una práctica habitual en los contratos de los guionistas de televisión la cesión total de derechos de propiedad intelectual. De igual manera, las entidades de gestión de derechos de propiedad intelectual (SGAE, DAMA…) tampoco nos reconocen -a los guionistas de programas de televisión- ningún derecho, algo que no ayuda a fomentar la autoestima, ni a salir del anonimato… ¿Qué opinan otros profesionales del guion de entretenimiento? Sería interesante saberlo.

ENLACES: Síndrome de Bergerac (enlace) / Cyrano de Bergerac, autor (enlace) / Cyrano de Bergerac, personaje (enlace) / Síndrome Bergerac en la empresa (enlace) / Cyrano de Bergerac en Estudio 1 de TVE (enlace) imagen de portada.

Blanca

Destacable el trabajo que presenta “Informe +” sobre Blanca Fernández Ochoa, una gran deportista que se marchó en el silencio de la montaña y a la que su familia y Movistar + le han rendido un tributo.

“Informe +” de Movistar+ es el nombre del programa que hereda la tradición de reportajes a deportistas que comenzó “Informe Robinson”. Con ‘Blanca’ demuestran su fortaleza periodística al conseguir que la familia de Fernández Ochoa se haya reunido para hablar de los logros de Blanca, y también de aspectos más íntimos y menos conocidos de su vida. ‘Blanca’ es un trabajo sorprendente y con una gran carga emocional pues nos descubre a una mujer que sufría desde niña a consecuencia de la presión, a veces insoportable, del mundo del deporte de alta competición. Lola Fernández Ochoa conduce la narración familiar con mucha personalidad y, al principio, especifica que para ellos de pequeños no había más alternativa que o ser deportistas o camareros… Al final Lola con mucha contundencia deja claro que Blanca hubiera preferido ser camarera.

‘Blanca’ es la historia de una mujer, una deportista de élite, que no pudo elegir su destino, es una historia triste de principio a fin. Es un buen trabajo periodístico, pero, a mi manera de ver, no es un documental tal como se está promocionando. En el post sobre el documental especifico (según mi opinión) los parámetros que debe tener un trabajo audiovisual para ser considerado así, y eso no le quita valor a ‘Blanca’, pero sitúa este trabajo en el campo del reportaje, o más concretamente en el Informe periodístico tal y como deja claro el nombre del programa al que pertenece. A nivel estructural, hay otro aspecto que perjudica a ‘Blanca’ y es la dualidad narrativa entre imagen y testimonio. Esto, en mi manera de entender la narración audiovisual es algo imperdonable. Un trabajo, ya sea documental o de reportaje periodístico no puede estar contado desde dos ángulos diferentes y a ‘Blanca’ le ocurre. Hay imágenes que no tienen relación con lo que cuentan los protagonistas. ‘Blanca’ comienza con un plano de Barcelona… ¿Por qué? No hay explicación. En ‘Blanca’ no conocemos a los hijos de Blanca Fernández Ochoa hasta el final ¿por qué? En ‘Blanca’ vemos a la madre de Blanca pero no la escuchamos y no sabemos cuál es el motivo… Hay una serie de incongruencias narrativas que pienso que evidencian que una persona ha hecho las entrevistas y otra muy distinta se ha encargado de la edición final. Al parecer, el responsable de los contenidos es Ángel Huerta, aunque en los créditos aparece solo como redactor, algo que tampoco se entiende muy bien.

A pesar de eso, ‘Blanca’ consigue acercarte a Blanca Fernandez Ochoa y la ves como persona, con sus valores y sus miedos, con sus riquezas y sus pobrezas , pero cuando terminas de ver ‘Blanca’ empatizas un poco más con Blanca Fernández Ochoa. Gracias Ángel por tu trabajo.

ENLACES: Informe + en Diario AS (enlace) / Web de Informe + (enlace) /

Documental

El documental es, sin duda, el más antiguo de los géneros audiovisuales y también el que más futuro tiene, pero ¿qué es exactamente un documental?

Antiguamente, cuando los documentales solo se podían ver en salas de cine, no había duda, todo lo que no era ficción, era documental. Así, las primeras grabaciones de los hermanos Lumiere están consideradas obras documentales, porque extraen su material de la vida real. Al llegar la televisión y con ella la adaptación del reportaje periodístico surgen las primeras dudas. Hoy día la confusión alcanza ya límites desproporcionados y el término “documental” se utiliza, a veces, como reclamo de calidad y de veracidad, algo que no siempre tiene porqué ser así.

Un documental podríamos decir que es un documento audiovisual sobre un tema concreto (social, personal, laboral…) y una autoría que le permite tomar partido en la narración, con lo cual puede ser (y es) subjetivo, y también puede utilizar cuantos recursos artísticos quiera, con la única obligatoriedad de que todas las imágenes estén sacadas del momento que reflejan. De ese modo, las recreaciones, tan de moda últimamente, para mi lo invalidan como tal y lo transforman en otro género llamado “Docudrama”, que se basa precisamente en la recreación de situaciones reales hechas por los propios protagonistas o por interpretes. En ese mismo sentido el llamado “falso documental” a mi modo de ver NO es un documental, pues se trata de una ficción sobre supuestos hechos reales.

La diferencia entre documental y reportaje está clara, este último es un trabajo periodístico audiovisual que, por tanto, se le supone una objetividad informativa.

El guion del documental se divide, principalmente, en dos faces, la previa con la recopilación de documentos posibles, así como testimonios y los lugares donde obtenerlos; en la fase posterior del guion es cuando, una vez grabado todo el material, hay que elegir lo que entra en el montaje final y lo que hay que descartar, bien porque cuestión de tiempo o bien porque se sale del enfoque que se quiere dar a la obra.

En resumen, el documental es un género cinematográfico, el más antiguo que se conoce dentro del audiovisual que muestra una realidad desde el punto de vista del autor, con lo cual no tiene porqué ser una verdad absoluta. Así de simple lo veo yo, por eso es tan complicado hacer un buen documental, como, por ejemplo, “Balseros” de Carles Bosh y Josep Mª Domènech con guion de David Trueba. Un impresionante trabajo que partió de un reportaje periodístico para convertirse años más tarde en un documental nominado al Goya en 2002 y al Oscar en 2003.

Enlaces de interés: Trailer documental “Balseros” (enlace) / Sinopsis en Filmaffinity (enlace) / Semblanzas y diferencias entre reportaje y documental (enlace) / Wikipedia (enlace)

IBAI y la TV

Ibai Llanos es uno de los ‘streamer’ más conocidos de nuestro país, el más televisivo de todos y el que, probablemente, tenga más proyección de futuro.

Ibai sabe del poder de las redes sociales y su potencial de futuro, pero también sabe que, a día de hoy, el poder real lo tiene la televisión como medio de masas y aunque haya quienes anuncian el final de la TV convencional, Ibai sabe que eso no es cierto. Por eso Ibai ha empezado 2021 abriendo camino en el mundo televisivo y ampliando su arco de actuación por encina de la cotidianidad de Youtube o Twitch. El año 2020 lo terminó dando las campanadas en directo en su canal de Twitch y en febrero hizo un directo desde el restaurante de “First dates” intentando emular sus contenidos. Ahora lo ha hecho desde su propia casa y ha podido comprobar lo complicado que es hacer televisión.

En este punto hay que señalar que las redes sociales pueden ocupar un importante sector del entretenimiento, pero no tienen las mismas características que el entretenimiento televisivo, más pensado para gustar a todo tipo de público. Es cierto que los más jóvenes siguen a los ‘streamers’ en sus directos, pero ¿qué ocurre cuando esos jóvenes cumplen veinte o más años? Ese efecto ya se está produciendo con los nacidos a finales del siglo XX. Esos que ahora tienen entre 20 y 30 años fueron los primeros que siguieron a los ‘youtubers’, sin embargo, ahora que ya tienen una capacidad adquisitiva superior están volviendo a la televisión convencional y ven programas como “Supervivientes”, “Mask singer” o el mismo “First dates“.

Ibai sabe que solo dominando ambos medios podrá tener posibilidades de futuro y en esta aventura cuenta con el apoyo de Twitch (Amazon) que está en plena expansión y con el respaldo de Vizz (Webedia), su agencia y la de muchos otros destacados en redes. Ibai hace sus directos, pero también ha empezado a hacer entrevistas en “Charlando tranquilamente” donde ya ha tenido a Gerard Piqué, Sergio Ramos, Nicki Nicole entre otros y tiene previsto entrevistar a otras muchas estrellas de la música y el fútbol. Algo que empieza a combinar con sus apariciones en programas de televisión de máxima audiencia.

Y es que Ibai tiene intuición y tiene personalidad, pero no debe tener prisa por asaltar la televisión, porque este es un medio complicado que no perdona los errores.

Enlaces: “Charlando tranquilamente” (enlace) / Ibai en Twitch (enlace) / Ibai en el restaurante de “First dates”-resumen- (enlace)

El guion en los Goya 2021

El guion en una gran gala como son los Premios Goya suele pasar desapercibido, sin embargo, este año el guion ha tenido mucha presencia y yo lo catalogaría como de muy eficaz y acertado.

La gala de los Premios Goya es, posiblemente, el evento televisivo más arriesgado del año, porque quien se ponga al frente tiene más que perder de lo que pueda ganar, y este año todos sabemos que el riesgo era mayor que nunca. Antonio Banderas dio un paso al frente y asumió el reto, y el resultado ha sido digno de elogio por cualquiera que sepa algo de audiovisual. Por suerte, el guion, un buen guion, ha sido la herramienta que han utilizado Banderas y María Casado para plantear esta entrega de premios. La piedra angular de esta gala han sido los miles de trabajadores anónimos que hacen posible el cine y cualquier producto audiovisual y a ellos se dirigió Antonio Banderas con un magnifico monólogo de entrada, dando visibilidad a los trabajadores imprescindibles en cualquier rodaje, desde los conductores o personal de catering, hasta maquillaje o iluminación. Y con un estudiado movimiento, lleno de simbolismo, Antonio dio la espalda a la cámara y saludó a los nominados que desde sus casas se asomaron al Teatro del Soho gracias a una espectacular pantalla. Un nuevo equilibrio de fuerzas ha surgido: espectadores y nominados pueden estar en casa, mientras que los trabajadores (tanto delante como detrás de la cámara) hacen posible a gala…

El tono general de la gala y de su guion fue sobrio y austero, como corresponde a los tiempos extraños que estamos viviendo. A nivel institucional no estamos para fiestas ni para risas. Vivimos una caída de la economía mundial sin precedentes desde la segunda guerra mundial y el cine no se escapa a esta situación con las salas cerradas durante muchos meses y los rodajes parados, 2020 ha sido para el cine el peor año de los últimos tiempos, algo que han aprovechado las plataformas para situarse en el mercado con unas consecuencias económicas que aún no somos capaces de baremar.

Una gala austera que premiaba a unas películas que pocos habían podido ver era de esperar que tuviera una audiencia baja, a pesar de eso, los titulares de prensa no pueden evitar la ‘sangre’. Una media de 2.482.000 espectadores siguieron la retransmisión. Muchísimas personas para los tiempos de audiencias megafragmentadas que vivimos. Estamos en plena destrucción (y cambio) del sistema (de todos los sistemas) y Antonio Banderas lo dejó claro en su monólogo inicial al hacer referencia al lugar que ocupa el Teatro del Soho, inaugurado en 1907 con el nombre de Cine Pascualini destruido y vuelto a levantar. El cine ha sufrido una grave destrucción en 2020, pero se levantará y resurgirá de sus cenizas, de eso no hay duda.

El guion de la gala de los Premios Goya 2021 está firmado por Antonio Banderas y María Casado con la colaboración de Marta González y Javier Jáuregui por parte de TVE y Sergio G. Sánchez y Virginia Yagüe de la Academia de Cine.

Artículos de interés relacionados con la gala: Aspectos técnicos en “Panorama audiovisual” (enlace) / Aspectos organizativos en “El País” (enlace) / Audiencias históricas “Vertele” (enlace) / Aspectos simbólicos “Diario Sur” (enlace). / Imágenes “RTVE” (enlace)

Los nombres

El nombre de un programa no es algo que se deba tomar a la ligera, este debe decirlo todo (o lo máximo posible) de ese espacio, pero con el menor número de palabras posibles.

Todo programa que nace lo hace con su título, un nombre casi perfecto que resume o avanza lo que serán sus contenidos, o su horario, o la persona que estará al frente… Ese primer título que todo programa tiene suele ser una gran elección de su (o sus) creador(es) pero ese nombre primero, al enfrentarse a la realidad, suele sufrir graves percances. Me explico, la persona que crea o diseña un formato de programa en la soledad de su creatividad suele titularlo de forma adecuada, sin embargo, una vez que ese programa llega a una productora o más tarde a una cadena o emisora, empieza a aumentar el número de sus ‘progenitores’ y con ellos los diferentes gustos y pareceres, lo que puede dar al traste con ese nombre original tan acertado (o no). También puede ocurrir que al intentar registrar el nombre del programa este ya estuviera cogido. Los programa se suelen registrar como marca y/o ante notario, para así evitar plagios o nombres similares en programas o cadenas rivales.

En varias ocasiones me ha ocurrido que al llegar a un programa nuevo, el título que tenía y que normalmente figuraba en los contratos no se podía utilizar,. Al ocurrir esto, todo el equipo creativo tiene que dedicar varios días a buscar nuevos nombres posibles. Un trabajo arduo, pero fundamental como reclamo para el espectador. En uno de los casos en que me vi implicado, el programa era para Antena 3, corría el año 2001 y nuestra odisea en el espacio televisivo fue ponerle título a aquel programa. Al final el nombre elegido fue “Noche y día” que no tenía mucho que ver con el programa en sí, pero que resultó premonitorio sobre nuestro horario laboral, porque el programa se emitía los domingos en directo, por tanto, los sábados teníamos ensayos, los domingos la emisión en prime time y los lunes y demás días laborables los dedicábamos a rehacer los contenidos para el siguiente. Total, noche y día sin poder salir de la redaccion…

Y es que hay nombres que dicen mucho del programa que representan, pero lo mejor es que digan de sus contenidos y que sirvan para promocionar el programa, por eso, si estás ahora en una situación parecida afina a la hora de buscar título y no tires la toalla. Si quieres un poco de ayuda en “Guía de guion” encontrarás más consejos sobre este tema.

*Artículo sobre el final de “Noche y día” en ABC (enlace)

Formatos TV y su importancia

Como ya vimos en el primer post sobre Formatos, su concepto se relaciona con la idea de programa, pero desarrollada de tal forma que lo hace único. En esta ocasión veremos por qué son tan importantes los formatos en la televisión actual.

Desde hace años las cadenas de televisión españolas (y en otros muchos países) quieren principalmente formatos originales ya testados, lo cual implica que muy pocos formatos originales de productoras nacionales encuentran su sitio en las parrillas. ¿Por qué ocurre esto? Principalmente por un deseo de éxito minimizando los riesgos. Cuando TVE compró “Masterchef” lo hizo gracias al éxito obtenido en otros territorios. El perfil general del directivo de TV en España no es el de un empresario de riesgo, más bien, todo lo contrario, aunque, por suerte, no todos los directivos son así. Las cadenas españolas al comprar formatos internacionales ya testados están fomentando la industria audiovisual de otros territorios, relegando a las productoras de aquí a un papel subsidiario, algo que aún podría empeorar por culpa de las plataformas.

La clave para fomentar la producción de formatos españoles estaría en la búsqueda de canales pequeños en los que poder testar el éxito de estos. En ese terreno los canales autonómicos podrían jugar un papel fundamental ya que podrían asumir mayor capacidad de riesgo a la hora de programar y de estrenar. En el pasado ya ocurrió con formatos como “Gente con chispa” que se emitió en distintos países o con “Madrileños por el mundo” que ha tenido versiones en casi todas las autonómicas e incluso a nivel nacional. Otro ejemplo significativo de lo importante que es para una cadena apostar por un formato propio es “Saber y ganar” una idea original de Produccions Quart SL que lleva 24 años de éxito en la RTVE.

En los últimos tiempos está naciendo una nueva tendencia que es la de coproducir formatos, es decir, una productora presenta una idea original a una cadena y si esta muestra interés, exige para desarrollarlo formar parte de la creación del formato. Bueno, tiene sus inconvenientes, pero es una puerta por la que fomentar la creatividad y el negocio audiovisual en nuestro país.

La noche D

“La noche D” ha dado un cambio importante en su estructura de contenidos y los resultados de audiencia le han dado la razón, aunque aún le quedan algunos cambios por asumir si quiere estabilizarse en la parrilla de TVE.

“La noche D” es un programa de humor que tiene (o tenía) formato de magazine, o sea, muchas secciones que se suceden o se entrecruzan, pero que también tiene un concepto típico de talk-show basado en el tema del día, cuyo ejemplo más actual lo encontramos en “Oprah’s Book Club“. Este cruce de géneros en “La noche D” hace al programa aún más interesante y le aporta más posibilidades de supervivencia, aunque, a veces, también lo ha ensombrecido y enmarañado. En su cuarta edición, dedicada al humor, ha conseguido su mejor dato de share (11.4%) pero no es suficiente ya que es un prime time “estrella” de la cadena y eso también conlleva riesgos.

Analizando los contenidos y la estructura de “La noche D” vemos que se trata de un magazine (o talk-show) de humor con una entrevista principal (grupal y transitiva en su última emisión) en la que los colaboradores intervienen frecuentemente y otra entrevista final, normalmente musical (menos en este último programa). A grandes rasgos, aún veo varios problemas, alguno de ellos, sin fácil solución:

-Excesiva duración del programa cercano a las tres horas. No hay humor que dé para tanto. Por encima de la hora de duración ningún programa (o serie) de humor puede dar un alto rendimiento y es que el humor, por bueno que sea, cansa.

-Interrupción de los colaboradores que no siempre se integran adecuadamente en la entrevista principal. A veces, los colaboradores cambian la dinámica del programa, con lo cual, pueden romper el ritmo y ralentizarlo. En esta última emisión se ha podido observar mayor integración de las secciones.

Exceso de invitados y sin un concepto que les una como grupo. Es como si el programa no tuvieran límites para gastar y eso puede desconcertar al espectador actual, acostumbrado a invitados que, o no cobran, o acuden a los programas a “vender” su ultimo trabajo.

La emisión en diferido le quita vitalidad y tensión al programa, si este se emitiera en directo ganaría en agilidad y diversión, aunque el equipo tuviera que trasnochar un poco o incluso cobrar alguna que otra hora extra.

Este programa tiene en la producción ejecutiva grandes nombres como Daniel Écija o Andrés Varela, mientras que Eva Tovar es la directora y Javier Carazo el subdirector, excelentes profesionales que, además, cuentan con un gran equipo de guion y redacción que seguro encontrarán soluciones para superar el reto de estabilizar “La noche D” en la parrilla de TVE. ¡Suerte!

Saber y ganar

“Saber y ganar” es un concurso de preguntas y respuestas que consigue hacerle llegar al espectador una duplicidad nada fácil de conseguir: formación y diversión. Un equilibrio complicado que hace que este formato español cumpla ahora 24 años en emisión.

“Saber y ganar” está producido por Produccions Quart SL para la RTVE. Se estrenó el 17 de febrero de 1997 en La 2 y desde entonces se ha mantenido en emisión de forma ininterrumpida, primero con cinco programas semanales y desde 2011 con siete gracias a la emisión fin de semana. Es, sin duda, uno de los programas españoles más estables ya que mantiene fiel a una buena parte de la audiencia (en torno al millón de espectadores diarios) sin perder el favor de la crítica. Su director Sergi Schaaff estuvo también implicado en la creación de programas inolvidables como “El tiempo es oro” o “3×4” ambos en la RTVE.

“Saber y ganar” reúne todos los componentes para ser un formato original, y lo es, por supuesto, sin embargo, y a pesar de su éxito, no ha tenido venta en otros países (a excepción de Perú en 2003), esto puede deberse a que TVE prefiere ser la única propietaria ya que lo emite diariamente en su canal Internacional. Gracias a esto, el programa puede sintonizarse en todo el mundo, lo cual lo convierte en uno de los concursos más vistos de la historia de la RTVE.

Los elementos de su estructura están formados por un presentador presencial (Jordi Hurtado) y un co-presentador en OFF (Crisol Tuà) que es la voz de la sabiduría, quien hace las preguntas y siempre tiene la respuesta correcta. Tres concursantes (en su formato diario) rivalizan en conocimientos en las distintas secciones de preguntas y respuestas, e intentan mantenerse en el programa el mayor tiempo posible. Este concepto del mantenimiento en el tiempo es la formula ideal para fidelizar con la audiencia y, en la actualidad, son muchos los concursos que quieren mantener a sus concursantes el mayor tiempo posible. En lo referente a estos, también es importante señalar que los que han participado en “Saber y ganar” siempre tienen sitio en otros concursos, pues el espacio de La 2 tiene fama de no admitir a cualquiera, por eso quien llega a su plató y se mantiene en el tiempo es porque realmente es un excelente concursante. El equipo de guion del programa lo componen actualmente: Gloria Alonso, Aram Bonmatí, Jesús Martínez, M. Montañés, Albert París, Marisa Pérez, Mireia Pou, Mireia Ubero y Mireia Uribesalgo.

“Saber y ganar” es la prueba de que se pueden hacer cosas muy interesantes con pocos medios técnicos, pero con talento y profesionalidad, por eso, para obtener buenos resultados en televisión, solo hay que elegir a los profesionales adecuados para poner en marcha cada proyecto.

¡Larga vida a Saber y ganar!

Enlaces: Saber y ganar en RTVE / Saber y ganar en wikipedia

Formatos TV

La televisión, a nivel mundial, está dominada por los formatos, pero ¿qué es un formato? ¿Cómo se puede hacer un formato nuevo? ¿Podemos los guionistas crear formatos?

Este tema no es sencillo, porque habría que explicar también por qué las televisiones en España sólo quieren formatos ya testados, así es que lo dividiremos en varios post. En este intentaré responder a la primera de las preguntas.

¿Qué es un formato? Todos conocemos ese término, lo hemos escuchado referir miles de veces en relación con programas de más o menos tirón. “Gran Hermano” es el formato de más éxito de las últimas décadas de la televisión, pero hay otros muchos que también son formatos como por ejemplo “Operación Triunfo”, “La isla de las tentaciones”, “Quién quiere ser millonario” y un interminable etcétera… Para definir exactamente qué es un formato copiaré la descripción de FRAPA en 2017: “Un formato es una combinación distintiva de elementos de televisión ampliamente descritos y fijados en cualquier forma material que cree una estructura narrativa original y repetible. Se utiliza para describir los elementos clave de un programa, considerados como los aspectos distintivos, que luego pueden ser reproducidos de forma similar por otras cadenas en otros territorios, adaptados a su nacionalidad y audiencia”. Aunque de forma algo compleja, pero aglutina bien el concepto televisivo de formato. Diego Guebel uno de los responsables del conocido formato “Caiga quien caiga”, lo sintetiza con mayor claridad: “Un formato es el concepto o idea de un programa que tiene una combinación única de elementos (escenografía, reglas, dinámica, temática, conductores…) que lo hace único y lo diferencia claramente de los demás. También debe poder adaptarse y aplicarse a distintos territorios y culturas sin perder su esencia y su fin”

Esta es una perfecta definición que nos aclara qué es y qué no es un formato. Seguiremos con este apasionante tema en próximas entradas.

*Fuente: “Los formatos de televisión en el mundo” de Gloria Saló Benito (Tesis doctoral) / FRAPA: https://www.frapa.org

Entrevistar a la entrevistadora

La entrevista es uno de los géneros televisivos más atractivos para un guionista, pero también es de los más difíciles y, para rizar el rizo, nada más complicado que entrevistar a una gran entrevistadora, como es Teresa Campos.

En su canal de youtube (Enredados) se puede ver la entrevista que María Teresa Campos le hizo a Isabel Gemio. No hay referencias sobre quién hizo el guion de la entrevista. Es una entrevista elegante y agradable, pero con interés, es decir, no rehuye de los temas más espinosos o difíciles que se le pueden preguntar a Isabel, pero lo hace envolviendo cada pregunta en un ambiente amable y acogedor para que el invitado no se sienta violento, pero que se vea obligado a contestar. Los tiempos también son importantes, no hay que hacer preguntas demasiado largas, ni dejar que el invitado se explaye en exceso. Por otra parte, las reglas de cortesía audiovisual (sobre todo cuando el entrevistado no cobra) obligan a preguntar por temas que puedan beneficiar económica o anímicamente al invitado, así Teresa Campos le pregunta a Isabel Gemio por su fundación, por su canal de Youtube e incluso no escatima en las alabanzas al documental ‘Jóvenes invisibles’. No hay duda de que Teresa Campos es una gran entrevistadora y sigue demostrándolo, aunque ya no esté en televisiones comerciales.

El reto más grande para un entrevistador es el de entrevistar a una gran entrevistadora, y en los últimos meses han sido unos cuantos los que lo han intentado con Teresa Campos y ninguno ha salido bien parado. Toda la elegancia y el respeto de la Campos cuando entrevista, se convierten en furia cuando se siete atacada en una entrevista. En los últimos meses la hemos visto revolverse contra Jorge Javier Vázquez, Isabel Gemio, Enma García… Todo el alarde de cariño y amabilidad que tiene en sus entrevistas se transforma en dardos envenenados si ella considera que están faltando a la hospitalidad audiovisual. Y es que Teresa Campos domina los tiempos y los pulsos de las entrevistas ya sea la entrevistadora o la entrevistada, así es que, quien esté preparando la próxima entrevista a la Campos le recomiendo que se lo piense bien y actúe con mucho tacto, si no quiere salir escaldado.

*Entrevista de Teresa Campos a Isabel Gemio (enlace)